Con jornadas maratonianas de preparación, los seleccionados españoles han creado una base de trabajo de cara a las semanas más específicas que ahora desarrollaran hasta el próximo Open de España en el mes de Abril y donde deberán validar las marcas necesarias para poder asistir a los Campeonatos internacionales del verano 2018.

El día comenzaba a las 8 con entrenamiento de agua y que se prolongaba hasta las 11. Seguidamente realizaban de 11.15 a 13 horas, trabajo aeróbico, en forma de carrera, kayak, bodypump, Bádminton, o Yoga. Con esto terminaban la mañana, donde a las 13.30 comían y descanso.  A la tarde, comenzaban a las 16 horas con otras 2 horas de trabajo en la piscina, a continuación 1 hora de gimnasio específico de natación para cenar a las 20.30 y a las 22 horas a descansar para al día siguiente volver a comenzar. También han realizado trabajo psicológico con un prestigioso psicólogo deportivo.

Todo trabajo y sacrificio es poco para poder conseguir el sueño de poder realizar las marcas mínimas tanto en los 1500, como en los 800 libres. El campeonato internacional de referencia a nivel absoluto será el Campeonato de Europa Absoluto que se celebrara en Glasgow.

La próxima competicion que realizara Marcos para determinar su estado de forma será el Campeonato de Cataluña a finales de Enero en Tarrasa.